top of page
  • Writer's pictureSoraya Lara

Soy egocéntrico. Quiero cambiar.

Pregunta del lector: Estoy preocupado porque algunas de las personas de confianza con quienes me relaciono me han dicho que soy egocéntrico y que quiero imponer mi modo de hacer las cosas a los demás. Deseo cambiar. ¿Qué me aconseja?

Respuesta de la terapeuta: Lo felicito por su deseo de cambiar.

Le comentaré sobre algunas características de las personas egocéntricas que podrían servirle de guía para comprender un poco más.

Cuando está claro qué es lo que quiere cambiar, la persona tiene la oportunidad de dirigir mejor el proceso.

Ahora bien, el cambio es exponencialmente efectivo cuando el estímulo viene del reconocimiento personal, no por la petición o solicitud de los demás. Se requiere de una alta motivación para lograrlo.

El egocéntrico se caracteriza por la excesiva valoración de sí mismo y la exagerada necesidad de atención. Se enfoca en sus emociones y necesidades, ignora lo que sienten los demás y los necesita para reafirmarse.

La empatía es escasa; niegan los sentimientos de los demás, se muestran hipersensibles y reaccionan con hostilidad cuando perciben que alguien le adversa.

Es una persona que se centra en sí misma, no acepta las críticas ni las diferencias. Espera que los demás se ajusten a sus exigencias sin cuestionarlas.

Predomina la necesidad imperiosa de que los demás se subordinen para sentirse y percibirse omnipotente y omnipresente. Cree que los demás son objetos para su gratificación y para obtener algún tipo de ganancia, por tal razón, es experta en manipulación.

Revisar estas características, comportamientos y formas de percibir a los demás, suele ser incómodo, pero forman parte de las acciones a asumir, someter a reflexión y cambiar.

El cambio ha de concentrarse en fortalecer la autoestima y mantener relaciones más igualitarias, bientratantes, cálidas y empáticas.

Es aprender a estar consciente de sus virtudes y reconocer su vulnerabilidad para encararlas y fortalecerse sin la necesidad de dominar y buscar que los demás la subordinación de los demás.

Estas personas requieren aprender a aceptar las críticas y reflexionar sobre lo que se les dice, además, ser empáticos y sensibles ante el dolor y las preocupaciones ajenas.

Tome en consideración que el egocentrismo se va estructurando con base en las experiencias del discurrir de la vida, es una defensa inconsciente que se expresa con una exagerada exaltación del sí mismo.

Tiene una gran tarea por delante.


15 views0 comments

Recent Posts

See All
bottom of page